domingo, 16 de noviembre de 2014

El teleférico de Madrid


Una espléndida mañana de domingo

 


  


 
Templo egipcio de Debod

  


 


 




Paseo del Pintor Rosales está situado entre las calles de Ferraz y el Paseo de Moret. Lleva este nombre en recuerdo del pintor madrileño Eduardo Rosales (1836-1873), dedicado sobre todo a la pintura histórica, entre cuyas obras destaca El testamento de Isabel la Católica.



Monumento a la infanta Doña Isabel de Borbón, hija de la reina Isabel II y conocida popularmente como "la Chata". Inaugurado en 1955.(Paseo del pintor Rosales).






Teleférico de Madrid Rosales - Casa de Campo.
Inauguración 26 / 06 / 1969.


Longitud 2457 metros.
El alboroto que organizamos es de recreo en escuela infantil, somos un peligro.

  

Cotas sobre el nivel del mar... Estación motora 627 metros. Estación tensora 651 metros.


Altura máxima sobre el suelo 40 metros.


Capacidad 1200 personas en cada destino.

 

Velocidad 3,5 metros / segundo. 
El sol deslumbra, crea reflejos en el cristal , las fotografías pierden color.

 

Duración del trayecto 11 minutos.
Leonardo Torres Quevedo, el Edison español, (Cantabria  28 de diciembre de 1852- Madrid 18 de diciembre de 1936),este ingeniero de caminos es el inventor del teleférico.



Lope de Vega dijo del río Manzanares en una seguidilla:

"Río pequeño
que por no tener agua
corre con fuego".



"Tenéis una hermosa puente
con esperanzas de río".
                                                               A. Nuñez de Castro


Escribir en Madrid es llorar, es buscar voz sin encontrarla, como en una pesadilla abrumadora y violenta.
                                                                           (Mariano José de Larra)


La Casa de Campo es el mayor parque público de Madrid, situado al oeste de la capital. Fue propiedad histórica de la Corona Española y coto de caza de la realeza. Tras la proclamación de la Segunda República, fue cedida por el Estado a la ciudad de Madrid estando desde entonces abierta al público (1/5/31).
 

Madrid es tener un gabán que abriga mucho y con el que se puede ir tranquilo hasta a los entierros con relente. Madrid es quedarse alegre sin dinero y no saber cómo se pudo comprar lo que se tiene en casa.Ramón Gómez de la serna
                                                                                                 


Al fondo el núcleo urbano, con El Palacio Real, La Almudena, El Piruli.



La vegetación actual del parque está formada por manchas de diferentes formaciones vegetales donde destacan los encinares, pinares de pino piñonero, retamales, praderas seminaturales, repoblaciones de coníferas y arboledas de ribera ceñidas a las vaguadas por donde circulan los arroyos.



Madrid yace envuelto en sueño, todo al silencio convida.
                                                                          José de Espronceda
 
 
  
El paisaje que se percibe desde la Casa de Campo es uno de los más  singulares que podemos contemplar.

 

Desde las cimas de algunos cerros, como el cerro Garabítas o el de las Canteras, se divisa casi la totalidad del Parque con su mezcla de colores de tonos verdosos; verde claro en los arroyos, verde oscuro en las zonas dominadas por las  por el encinar, verde intenso en las zonas con pinares, amarillo pajizo en los prados y verdes azulados claro-oscuros en las zonas repobladas con coníferas.



La vegetación constituye el elemento más aparente del paisaje de la Casa de Campo. 
 


Su diversidad de formas y lo cambiante de  de su aspecto durante las diferentes estaciones del año imprimen un dinamismo peculiar que da vida y rompe la monotonía del conjunto en el Parque.
 


La extensión de la Casa de Campo ha conocido altibajos, a lo largo del tiempo, como casi todos los parques madrileños. En la actualidad posee una superficie superior a las 1.700 hectáreas, contando con las ocupadas por el Club de Campo, situado al noroeste, al otro lado  de la carretera de Castilla.
 
  
Llegamos al otro lado

 

La cafetería mirador del teleférico.






Las vistas desde la terraza son magnificas.



Parece que hoy toca hablar de Madrid. Madrid es una gran ciudad, o por lo menos una ciudad grande.F. Umbral
                                                                                    


Sólo te nutre tu vivida esencia. Duermes al borde del hoyo y la espada. Eres mi casa, Madrid:mi existencia, ¡Qué atravesada! M. Hernández
                             
 


La lista de fauna vertebrada en la Casa de campo es muy rica pues se han citado 133 especies distintas. 
 


En este libro quiero dejar en pie al Madrid eterno, lo bueno y bello de antes y de hoy...Y un poco lo de mañana.J.R.Jiménez
                                                                


La lista la encabezan las aves seguidas por los mamíferos, los reptiles y los anfibios y los peces con 87, 20, 14, 6, 6 especies respectivamente.


 Mis favoritos los gorriones.
 


Nos vamos ha sido muy agradable pero, tenemos que volver.

 

Ya de regreso comienza lo increíble.



A Carmen se le ha caído el móvil por una de las ventanas de la cabina.



Está desolada, tenemos que volver y buscarlo "una aguja en un pajar".



Pilar cambia imposible por "difícil pero, puede hacerse".



Pilar, que en ese momento grababa, tiene localizado el lugar.



Daremos la vuelta y emprenderemos la  Búsqueda del móvil caído.

 

Tomada la decisión disfrutamos del paisaje ¿qué más podemos hacer?



Yo salí de Granada, y vine a ver, la gran villa de Madrid, esta nueva Babilonia,  donde verás confundir en variedades y lenguas el ingenio más sutil.P. Calderon de la Barca.                                                            


¡Por fin llegamos!



Ya estamos de vuelta y preguntándonos si conseguiremos encontrar el móvil.

 

Del cielo al suelo, como el pobre móvil...




Es un paisaje precioso pero, no es un paseo, lamentablemente.



Y llega el "milagro" 



Pilar encuentra el móvil, con ayuda de San Cucufato, al que Carmen retó.



Carmen no podía más con los tacones, estamos agotadas y felices, las tres lo hemos conseguido. Prueba superada

 

Carmen ha recuperado el móvil en perfecto estado, increíble. 




Hay que continuar caminando, charlando y riendo.





A mí Madrid me da miedo, porque si Valladolid me parece ya un enorme aparcamiento, Madrid me parece cinco veces ese aparcamiento.M. Delibes
                                         


El Lago de la Casa de Campo es una extensión de agua ubicada en el parque. Originalmente eran cinco estanques interconectados y construidos en el año 1563 por el holandés Pierre Jasen y surtidos por el arroyo Meaques, dado a las lluvias los estanques se reunían en uno sólo.



Fue en el siglo XIX cuando se forma el Estanque Grande que da lugar al actual Lago de la Casa de Campo, una zona ideal para  practicar el piragüismo y el triatión, además de poseer una zona de embarcadero.
 


Como se ve en la fotografía un día estupendo para disfrutar a tope de todo lo que nos puede ofrecer la Casa de Campo.



Me parece increíble que mi anticuado móvil pueda hacer estas fotos.



Que colores, Pilar esto es un lienzo ¿Te animas?



En su interior la Casa de Campo ofrece diversas instalaciones, como el Parque de Atracciones, el Zoológico, el Teleférico (que conecta la Casa de Campo con el Parque del Oeste, al otro lado del río Manzanares), recintos feriales, el pabellón multiusos Madrid Arena, la Venta de Batán (lugar tradicional de encierro de los toros en los días previos a su lidia en la Plaza de las Ventas) y diferentes instalaciones deportivas.

 

En Madrid, jamás llegué a pisar la calle, porque cada vez que aparecía en la puerta del Hotel Ritz, una legión de caballeros arrojaban sus capas al suelo para que caminara sobre ellas, poniendo ante mi una alfombra que nunca se acababa.Mata Hari
                                    

La vida fluye incesable  y uniforme; duermo, trabajo, discurro por Madrid, hojeo al azar un libro nuevo, escribo bien o mal -seguramente mal- con fervor o con desmayo. De rato en  rato me tumbo en un diván y contemplo el cielo, añil y ceniza. ¿Y por qué había de saltar de improviso el evento impensado?  (Azorín)



Cambia la paleta de color cuando se oculta el sol tras las nubes.
 


En llamas, en otoños incendiados,
arde a veces mi corazón, puro y solo.



El viento lo despierta,
toca su centro y lo suspende
en luz que sonríe para nadie:
¡cuánta belleza suelta!



Busco unas manos,
una presencia, un cuerpo,
lo que rompe los muros

 

y hace nacer las formas embriagadas,
un roce, un son, un giro, un ala apenas;
busco dentro de mí,



huesos, violines intocados,
vértebras delicadas y sombrías,
labios que sueñan labios,
manos que sueñan pájaros...
                                              Octavio Paz
                                                          


Que fuerza la de este rojo y los reflejos del agua como contraste.



Nos gusta el embarcadero



Adiós a la Casa de Campo, por hoy.





Estación de metro Lago




No hay comentarios:

Publicar un comentario