martes, 11 de abril de 2017

Tres mujeres. Sylvia Plath (1932 - 1963)



a los que buscan
aunque no encuentren

a los que avanzan
aunque se pierdan

a los que viven
aunque se mueran
                  Sylvia Plath
 


Sylvia Plath

Sylvia Plath (Boston, 1932 - Londres, 1963) escritora especialmente conocida como poeta, también es autora de obras en prosa, como la novela autobiográfica, La campana de cristal (bajo el pseudónimo de Victoria Lucas), así como relatos y ensayos.
 Junto con Anne Sexton, Plath es considerada una de las principales cultivadoras del género de la poesía confesional, iniciado por Robert Lowell y W. D. Snodgrass.
 Se suicidó en 1963. Tras su muerte, su marido, el también poeta Ted Hughes, se encargó de la edición de su poesía completa.
 


 Autora: Sylvia Plath
Título original. Three Women
Traducción: María Ramos

Ilustraciones: Anuska Allepuz
Editorial Nórdica Libros, S. L.
Nº de páginas. 97
 




Quizás cuando nos encontramos deseando todo, es
porque estamos peligrosamente cerca de no desear nada.
                                                                            Sylvia Plath



Sylvia Plath siempre apunta al corazón. Tres mujeres es un emocionante poema a tres voces que tiene como tema central la maternidad. Cada voz representa una forma de vivirla: la mujer que centra su realización en ser madre, la que sufre por no poder ser serlo y la que lo es a su pesar.

Sylvia concibió este poema, feminista y antibelicista, para ser leído en voz alta, y en 1962, un año antes de su muerte, lo leyó en la BBC. La experiencia supuso un cambio de dirección en su forma de afrontar la escritura. Desde entonces concebiría los poemas "en voz alta", cambiando de forma definitiva su técnica poética.
 





 Soy acusada. Sueño masacres.
Soy un jardín de agonías rojas y negras. Las bebo,
odiándome a mí misma, odiándome y temiéndome. Y ahora
el mundo concibe su final y corre hacia él, con los brazos
abiertos y llenos de amor.
De un amor mortal que lo enferma todo.
Un sol muerto tiñe los periódicos. Es rojo.
Pierdo una vida tras otra. La negra tierra se las bebe.

Ella es nuestro vampiro. Por eso nos mantiene,
cebándonos, bondadosa. Su boca es roja.
La conozco. La conozco íntimamente,
viejo rostro invernal, viejo rostro estéril, vieja bomba de tiempo.
Los hombres la han utilizado, miserablemente. Pero ella se los
comerá a todos.
Se los comerá, se los comerá, se los comerá al final.
El sol se pone. Muero. Provoco muerte.
                                                               (Segunda voz)



  


Mediodía caliente en los prados. Las flores
se doblan y se funden, y los amantes
van y vienen.
Son planos y negros como sombras.
¡Es tan agradable no tener ataduras!
Soy solitaria como la hierba. ¿Qué me falta?
¿Lo encontraré alguna vez, sea lo que sea?

Los cisnes se han ido. El río aún recuerda
lo blancos que eran.
Intenta alcanzarlos con sus luces.
Encuentra sus formas en una nube.
¿Qué pájaro está gritando
con la voz llena de tristeza?
Soy más joven que nunca, dice. ¿Qué me falta?
                                                                        (Tercera voz)








No soy un pájaro; y ninguna red me atrapa; 
soy un ser humano libre con un espíritu independiente.
                                                            Charlotte Brontë




"Atribuyo mi éxito a que nunca di ni acepté ninguna excusa".
Florence Nightingale


Día Internacional de la Enfermería, 12 de mayo, se celebra en todo el mundo, tal y como biene haciendo el Consejo Internacional de Enfermería (ICN/CIE) desde 1965. Fecha significativa para esta profesión ya que rememora el nacimiento de Florence Nightingale (Florencia 1820-1910). Creadora de la enfermería moderna, estadística, investigadora, gestora, gran educadora... que consideraba que, cuando la enfermera había "aprendido a aprender" su proceso de formación tenía que continuar más allá de la escuela.
 

 
Florence Nightingale


Florence Nightingale (Florencia, Gran Ducado de Toscana, 12 de mayo de 1820 - Londres, 13 de agosto de 1910). Fue educada al estilo de la clase media alta de la época, que incluía una amplia educación impartida en casa por el padre, quien enseñó a sus hijas los clásicos, filosofía y lenguas modernas.

 Los Nightingales llevaron a sus hijas de viaje por Europa, una costumbre de la época cuya función era educar, hacer mujeres de mundo, desenvueltas a las mujeres del siglo XIX. Pero en el caso de Florence, el viaje sirvió para que siguiera desarrollando su poco convencional personalidad, como lo demuestra lo escrito en sus diariode viaje.

 A pesar de que su madre se oponía, recibió más clases de matemáticas. Pero su gran revelión estaba por llegar. En 1837 se convenció de que Dios la había "llamado" a su servicio.




"Dios me habló y me llamó a su servicio. La voz no dijo que tipo de servicio era"
     Florence Nightingale   

Y cuando reveló lo que pensaba a sus padres...Florence era una joven inteligente, atractiva y rica. no había duda de que llegarían pretendientes, pero ella tenía sus propios planes. Su famila esperaba que se casara con el hombre apropiado, pero la idea de una vida doméstica a ella no la interesaba.
 En 1844 había decidido que su vocación era la enfermería, sus padres se negaron, era un trabajo muy modesto que debian hacer los pobres o los sirvientes, inadecuada para el estatus social de su hija.
 Florence perseveró, nada la desviaba de su misión: quería ser enfermera, de manera que desafiando a sus padres, continuaba visitando hospitales en París, Roma y Londres.
 En 1850 su padre le permitió estudiar y ejercer de enfermera en Alemania. A su hermana le fue imposible aceptar la independencia de Florence y sufre una crisis nerviosa en 1852. Eso la forzó a volver a cuidarla. Pero en agosto de 1853 finalmente logró lo que quería: fue nombrada superintendente en un hospital de mujeres en Harley Street, Londres. Después de casi una década, colmó su ambición de convertirse en enfermera.
 




"Debe transmitir a través de los ojos lo que no logramos comunicarle
al público a través de sus oídos resistentes a las palabras"              
Florence Nightingale 


La Guerra de Crimea estalló en 1853. Las historias que aparecían en los diarios eran un horror por las terribles condiciones de los hospitales del ejército británico. Sidney Herbert, el secretario de Estado en Guerra, conocía muy bien a Florence. Por ello le encergó llevar a 38 enfermera al hospital militar en Scutari, en Turquía. Fue la primera vez que se permitió a mujeres servir oficialmente en el ejército.
 Cuando Florence llegó el hospital estaba imposible de sucio, con el suelo cubierto de una capa de heces. Después de limpiarlo todo se aseguraron de que los soldados estuvieran limios, alimentados y vestidos adecuadamente. Por primera vez, las tropas regulares fueron tratadas con cuidados y respeto.
 Ni los mayores esfuerzos fueron capace de reducir el número de muertos, el hospital era más eficiente pero no menos mortal. En la primavera de 1855, gobierno británico envió una comisión sanitaria para investigar las condiciones en Scutari. Descubrieron que el hospital estaba construido sobre una cloaca, por lo que los enfermos tomaban agua contaminada. La solución fue limpiar los vertederos contaminantes y mejorar la ventilación. El resultado, menos muertos.

 Cuando un retrato de Florence llevando una lámpara y atendiendo a los pacientes apareció en los diarios, rápidamente ganó un ejército de fans. Y la amagen de la "dama de la lámpara" fue impresa en bolsos y souvenires.
 Florence se reunió con la reina Victoria, con su respaldo, persuadió al gobierno para establecer una comisión para investigar la salud del ejército.
 Inspiró al fundador de Cruz Roja, y autor de propuestas para la Convención de Ginebra, y al movimiento feminista.



Louis Anquetin
 
"Le gustan las matemáticas...la absorven y trabaja duro en ellas."
                                  Parthenope Nightingale
 hablando de los hábitos de estudio de su hermana en 1840



No hay comentarios:

Publicar un comentario