miércoles, 9 de septiembre de 2015

Samuel Beckett (1906 - 1989) "Obra poética completa"


Mary Cassat, 1880. Otoño

Apéndice

¿quién podría contar
la historia del anciano?
¿quién ponderar la ausencia,
dar miserias de a palmo?
¿quién valorar la suma
de tantos infortunios?
¿quién la nada que envuelven
las palabras, el mundo?
                                       Samuel Beckett

Mary  Cassat, 1888
 

El buitre

arrastrando su hambre por el cielo
de mi boca vaina de cielo y tierra

bajando a los postrados que pronto deberán
coger su vida e irse caminando

burlado por tejido que puede no servir
hasta que hambre tierra y cielo sean carroña
                                                                 Samuel Beckett

Mary Cassat, Sara y su perro

Da Tagte es

redime lo que remplaza a los dioses
la sábana de agua que navega en tu mano
a quienes nada tienen ya para la tierra
y el espejo sin niebla encima de tus ojos
                                                                Samuel Beckett

Mary Cassat

Gnomo

Pasa tus años de aprendiz derrochando
Valor por tantos años de ir vagando
A través de un mundo que con cortesía
De la torpeza de aprender se libra
                                             Samuel Beckett

Mary Cassat

Canción de corro

sobre toda esa playa
al término del día 
pasos el único sonido
durante mucho el único sonido
hasta los no pedidos permanecen
luego ningún sonido
sobre toda esa playa
durante mucho ningún sonido
ni aún los no pedidos
pasos el único sonido
durante mucho el único sonido
sobre toda esa playa
al término del día
                                        Samuel Beckett



 Autor: Samuel Beckett
Título: Obra poética completa

Edición, traducción, estudio preliminar y notas: Jenaro Talens

Edición trilingüe
Poesía Hiperión, 388

Colección dirigida por Jesús Munárriz
Diseño gráfico: Equipo 109

Nº de páginas: 302
 
  

 
Helene Schjerfberck (1862 - 1946)

para ella el acto sosegado
los poros sabios el sexo inocentón
la espera no muy lenta los lamentos no demasiado largos la ausencia
al servicio de la presencia
los pocos jirones de azul en la cabeza las punzadas al fin muertas del corazón
toda la gracia tardía de una lluvia que cesa
con la caída de una noche
de agosto

para ella vacía
él puro
de amor
           Samuel Beckett

G. Klim. Lago Garda.
 





 

No hay comentarios:

Publicar un comentario