domingo, 11 de agosto de 2013

LIS Museo Art Nouveau y Art Déco . Salamanca


Fachada norte de la Casa Lis

La Casa Lis es un palacete urbano enclavado sobre la antigua muralla de la ciudad de Salamanca, mandado construir por D. Miguel de Lis (1855 - 1909)


D. Miguel de Lis y su esposa, Dolores Primo, en la Casa lis

 
Sala de columnas

 Encargado de llevar a cabo este proyecto de construcción fue Joaquín de Vargas y Aguirre (1857 - 1935); natural de Jerez de la Frontera, que llegó a Salamanca para ocupar el cargo de arquitecto provincial.




D. Miguel de Lis era propietario de una fábrica de curtidos que había heredado de su padre y que adaptó a los nuevos sistemas de producción en la última década del siglo XIX. El próspero negocio le facilitó una desahogada posición económica, de modo que D. Miguel es, en la época en que construye su nuevo palacio urbano, uno de los cien mayores contribuyentes de Salamanca.








Las características del solar sobre el que se edificó la Casa de Lis (irregular, enclavado sobre una muralla y con fuerte desnivel en su lado sur) hubiesen podido ser limitaciones en un primer momento, si bien son resueltas por Joaquín Vargas de forma magistral. Vargas organiza toda la vivienda en torno a un patio interior que sirve para distribuir las estancias y diseña una fachada con hierro y vidrio.


Museo Art Nouveau Déco de Salamanca

Su fachada norte es uno de los pocos ejemplos de arquitectura modernista que podemos encontrar en Salamanca. Construida en piedra y ladrillo, destaca su puerta de acceso y el movimiento orgánico de las verjas de hierro.



La Casa Lis, edificio en el que se exhiben las colecciones de la Fundación Manuel Ramos Andrade. A lo largo del siglo XX, la Casa Lis tuvo distintos propietarios y usos: fue propiedad de la familia del rector de la Universidad Esperabé, residencia de religiosos...hasta que acabó cayendo poco a poco en ruinas.
A principios de los 80, para evitar su ruina total, el Ayuntamiento de Salamanca la expropió y a finales de los 80 nació el proyecto del Museo Art Nouveau y Art Déco a iniciativa de Manuel Ramos Andrade (Navasfrías /Salamanca 1944 - Barcelona 1998), que poseía una inmensa colección de objetos decorativos de principios de siglo así como una magnifica colección de muñecas de porcelana.

La restauración y transformación en Museo del edificio fueron llevadas a cabo por los arquitectos salmantinos D. Javier Gómez Riesgo y D. Francisco MorónD que encargaron la realización de todas las vidrieras al artista catalán D. Juan Villaplana.  


Pasta de vidrio

Desde finales del siglo XIX, la pasta de vidrio (pâte de verre), inventada por los antiguos egipcios y redescubierta por el francés Henri Cros en 1884, fascinó a los artistas vidrieros europeos por su gran colorido y sus buenas posibilidades para jugar con los efectos de luz. Algunos artistas como los hermanos Daum crearon numerosisimas piezas de excelente calidad con este material decorándolas con motivos inspirados directamente de la naturaleza (fauna y flora local) y utilizando la técnica del grabado al ácido: el decorado aparece así en relieve sobre un fondo de color distinto, cobrando vida.

Emille Gallé (1846 - 1904), creador de la famosa Escuela de Nancy, es sin duda ninguna el mayor representante de las creaciones de vidrio de estilo Art Nouveau y está magníficamente representado en el Museo con una muestra de sus típicos jarrones de pasta de vidrio cuyos decorados están directamente inspirados en la observación de la naturaleza.
También podemos admirar una muestra de preciosas lámparas de inspiración oriental ya que Gallé, gran innovador técnico, es también un hombre sensible que rápidamente sucumbe a la moda japonesa.




René Lalique (1860 - 1945) es el mayor representante de vidrio Art Déco aunque en  época anterior se dedicara fundamentalmente a la creación de joyas. Destaca por la utilización de vidrio incoloro, o en algunos casos coloreados con un solo tono suave, y por la creación de piezas sopladas y prensadas en la que representa de forma muy estilizada la flora y el mundo acuático. Entre sus seguidores destaca Ernest Sabino cuyas piezas adquieren unos reflejos anacarados gracias a la presencia de arsénico en la pasta de vidrio.

Frascos Perfume 
Desde principios del siglo XX, los grandes perfumistas  buscaron la colaboración de los vidrieros más renombrados para realizar los frascos de sus creaciones y así mejorar su imagen, destinados a una clientela burguesa cada vez más exigente.
En la colección del Museo destacan una serie de frascos realizados por René Lalique para los grandes nombres del perfume (Coty, Houbigant, Worth, Guerlain...) así como frascos de Gallé, de los hermanos Daum, de las cristalerías de Baccarat, de las de Saint Louis con su línea D'Argental y de Bohemia. 



La palabra "criselefantinas", de origen griego (chrysos, el oro y elephas, el marfil), designa una técnica antigua que consistía en combinar estos materiales para la creación de estatuas. A finales del siglo XIX, los artistas europeos, aprovechando los grandes estocks de marfil procedente de las colonias, retoman la técnica combinando esta vez el marfil con el bronce.
La colección de criselefantinas del Museo está compuesta por más de 100 obras creadas por los escultores europeos más importantes como: Demetre Chiparus, Ferdinand Preiss, Otto Poertzel, Roland París, Joseph Lorenzi o Claire Colinet.


Muñecas francesas y alemanas

Juguetes

Porcelanas. Esmaltes. Jarras

Desde el Siglo XVIII las naves de la Compañía de las Indias trajeron a los muelles europeos los tesoros de Oriente, y entre ellos la porcelana china. Europa quedó deslumbrada y se crearon enseguida talleres nacionales en Alemania y en Francia. Este material compuesto de caolín y piedra de feldespato, permite la creación tanto de jarrones y objetos de uso doméstico como de figuras puramente decorativas y los artistas pueden expresar con libertad los nuevos gustos en cuanto a formas y temas decorativos, propios de los estilos Art Noveau y Art Déco.
La colección de porcelanas del Museo ofrece piezas francesas de Limoges o Sévres, alemanas de Baviera o Turingia, inglesas de la Compañía Minton, procedentes de Bohemia (Zsolnay), italianas de Capodimonti y Lenci, austriacas de Goldscheider y españolas de Benlliure y Serrá.

 

Probablemente sea en la joya donde se expresa con mayor nitidez el nuevo ideal de mujer según los cánones modernistas. La colección de joyas del Museo es muy completa en ella están presentes relojes de gran diseño y calidad, una pequeña muestra de figuras de marfil, unas obras notables del joyero oficial de la corona rusa.
Karl Fabergé entre los cuales un magnifico Huevo de Pascua decorado con piedras preciosas y esmaltes cloisonnés, algunos diseños de autor como un elegante broche "libélula" de Lalique , etc...




 





"Salamanca reposa sonriente, sobre sus tres colinas,
duerme al son de mandolinas y se despierta
sobresaltada con el griterío de sus estudiantes" 

                                                                            Victor Hugo      



"Hay música callada, recogimiento, serenidad,
sexualidad (...). Salamanca alza y suena y es escala
y acento entre el sonido de capiteles, escudos,
archivos, blasones, palacios, dinero, con las creste-
rías hacia el cielo sin tiempo, o mecido en él,
acuñado y acunado en él".

                                                                                                     Claudio Rodríguez                                                                                                      Poeta zamorano (1934 - 1999)








No hay comentarios:

Publicar un comentario