viernes, 23 de noviembre de 2012

El arpa de hierba. Truman Capote (1924 - 1984)




 La tranquila existencia de una pequeña localidad de la Norteamérica profunda se tambalea cuando Dolly Talbo, una de sus más distinguidas habitantes, decide, a sus sesenta años, abandonar su casa para instalarse en la cabaña del árbol, acompañada de su sobrino y de su inseparable sirvienta negra Catherine (...)

 La casa arbórea supone una provocación al orden moral de la buena sociedad, pero también alivia males de sus moradores, como el doctor por una vida desperdiciada. Quien les acompañe en este paréntesis de plenitud, podrá oír el curativo sonido de las hojas sobre la pradera (...)

 A los pies de la colina se extiende una pradera que cambia de color con las estaciones. Vale la pena verla en otoño, a finales de septiembre, cuando se torna roja a la puesta del sol y las sombras de color escarlata semejantes al resplandor de una hoguera, pasan sobre la hierba, arrastradas por las ráfagas de los vientos otoñales que, al agitar suavemente sus hojas, emiten un leve suspiro que parece música humana: un arpa de voces (...)



 Justo a la entrada del bosque había un cinamomo de tronco doble; en realidad se trataba de dos árboles, pero sus ramas estaban tan estrechamente unidas entre sí que podía pasarse de un árbol a otro (...)
 
 Además estaban enlazadas por una cabaña construida en sus ramas, una casa arbórea, espaciosa, firme, un magnífico ejemplar de cabaña que era como una balsa flotando sobre un mar de hojas (...)



(...) Cuando amaba, el amor se acumulaba en mi interior de tal modo que me hacía volar de un lado a otro como un pájaro en un campo de girasoles (...)



 Una mariposa descarada , que se había posado sobre el arco, voló describiendo una espiral cuando éste empezó a rozar las cuerdas cantando una música que parecía una ventisca de mariposas, un primaveral castillo de fuegos artificiales, dulce al oído en el nudoso bosque otoñal (...)



 Horace se limitó a hacer las maletas y tomo el tren para Nueva Orleans, donde, según oíamos decir, encontró empleo: celebraba matrimonios en un barco turístico que hacia excursiones nocturnas por el Mississippi (...)





Título original: The Grass Harp
Autor: Truman Capote

Traducción: Joaquín Adsuar
Editorial: Anagrama S.A. 

Ilustración: Cortesía de Cinemussy
Nº Páginas: 190




Pero indefensas piezas del Juego que Él Juega
sobre su tablero de cuadros de Noches y Días
aquí y allí mueve, acorrala y da muerte.

E. Fitzgerald, El Rubaiyat de Omar Khayyam




No hay comentarios:

Publicar un comentario