domingo, 21 de octubre de 2012

EL mar de Barceló.


El Mar de Barceló 
En la Sala de los Derechos Humanos
y de la Alianza de Civilizaciones de la 
ONU en Ginebra.




La exposición muestra el proceso de trabajo de Miquel Barceló en la cúpula de la sala de los Derechos Humanos y de la Alianza de Civilizaciones del Palacio de las Naciones Unidas de Ginebra.
 Toma como punto de partida el óleo Marejadilla (2002), en el que por vez primera planteó la idea del mar de estalactitas, y reconstruye las diferentes etapas de la elaboración de esta obra colosal, que el visitante puede contemplar en una espectacular maqueta.



 Uno de los elementos principales es el dietario de Barceló en acuarelas, con textos y dibujos que muestran los diferentes estados de ánimo del artista, sus éxitos, frustraciones, dudas o satisfacciones.




 Las fotografías de Agustí Torres muestran al pintor en plena tarea y presentan puntos de vista inéditos: las tentativas para consolidar el techo monumental, las técnicas utilizadas para romper la superficie y crear contrastes de luz y sombras, y los movimientos del artista sobre el andamio que se han comparado con la danza de un chamán.






MIQUEL BARCELÓ     LA SOLITUDE  ORGANISATINE  1983 - 2009




El titulo de la muestra La solitude organisatine deriva del nombre de un cuadro reciente, el retrato de un gorila de aspecto serio sentado en un rincón, una suerte de autorretrato de Miquel Barceló, artista que representó a España en la Bienal de Venecia de 2009 en calidad de pintor entregado a un género casi extinto.

Ademas de celebrar los extraordinarios logros de un destacado artista vivo de renombre internacional, esta exposición experimental se propone resaltar el misterio, la adrenalina y la incertidumbre que ensombrecen el proceso creativo.

 La selección de obras de técnicas y soportes variados realizados entre 1983 y finales de 2009 ocupa siete espacios, vertebrados por una sala larga que recorre los viajes y las preocupaciones de Barceló, y en la que destacan singulares obras sobre papel y cuadros pequeños.


  La gran cena española, 1985.


A ambos extremos encontramos grandes paisajes, uno de tomates y otro del territorio del país Dogón. En una de las salas el artista expresa la necesidad "de  escapar del exceso"; otra funciona a modo de espacio teatral que remite a tormentas, grutas y temas nocturnos; y un último espacio acoge sus retratos.

Miquel Barceló ha comparado a la pintura con la cocina, y considera cocinar una actividad tan culta como la de pintar.

 En la primera sala cuelga The Big Spanish Dinner ( Gran cena española, 1985 ), un ejemplo temprano de su uso de mezclas poco convencionales de pigmentos y materia orgánica ejecutado con utensilios concebidos para la ocasión, que presenta formas quebradas y reconfiguradas.




Muchas de las obras ponen a prueba las categorías técnicas de una manera tremendamente original: bodegones y retratos tridimensionales, cerámicas que recuerdan bestiarios y recipientes antiguos, y aguadas delicadas y dibujos traslúcidos donde las imágenes prácticamente se desvanecen.

 Gran parte de la selección esta relacionada con el mar, tanto con su turbulencia superficial como con el paisaje subacuático y la vida marina, incluyendo "los cefalópodos en la oscuridad". En palabras del propio Barceló: "Todos estos cuadros pertenecen al mundo terrenal (...) mi vida se parece a la superficie de mis cuadros".




Destacan las obras públicas realizadas por Barceló a lo largo de los últimos seis años: la capilla de San Pedro en la catedral de Palma, la cúpula del Palacio de las Naciones de Ginebra y las representaciones de Paso doble.

Trascendiendo al puro dramatismo, la innovación técnica y la escala de estos proyectos, la comisaria Catherine Lampert ha analizado sus significados mas amplios, así como sus vínculos con las obras mas íntimas de Barceló, mientras que, por otra parte, las noticias del artista sobre cuadros concretos remiten a asociaciones entre las ilustraciones de Dante y las barcas de contrabandistas y balseros, por citar dos ejemplos.








No hay comentarios:

Publicar un comentario